Mamá española en Alemania: Ainoha

Emigrar a un país en el que no hablas el idioma no es fácil. Y  menos si te engañan con el contrato de trabajo y con la vivienda. Ainoha (33 años, Sevilla) sabe de lo que es.

“El impulso aventurero” del que hablaba la ex secretaria de Inmigración y Emigración, Marina del Corrales para referirse a los jóvenes que emigraban dista mucho de la realidad para muchos. Como Ainoha: “Estudié Arte y me especialicé en dorado, policromía y restauración. De lo que conseguí trabajar, por amor al arte y nunca mejor dicho, hasta que no pude seguir permitiéndomelo, ya que no obtenía ningún tipo de ingreso.
Mis últimos 3 años en España me los pasé trabajando de noche en discotecas(40€ noche de 11:30/7:00) y empalmado por la mañana limpiándolas con tal de conseguir algo más de dinero ( 5 €/hora) y cuidando de mi abuela, que perdió una pierna por una prótesis infectada”.


 ¿Cuándo y por qué decidisteis emigrar a Alemania?


La situación laboral llevaba años mal y nunca descartamos emigrar, pero claro, para salir a la aventura y sin algo seguro también hacía falta dinero, cosa que escaseaba bastante.


En septiembre del 2014 llamaron a mi pareja ofreciéndole un puesto de trabajo en Alemania. Estaba parado y no dudó en aceptarlo. Fuera de lo que fuera. Aunque realmente no era cierto lo que le dijeron. Habían cuatro albañiles de su pueblo que venian con contrato a Alemania, pero buscaban medio de transporte, y claro… Nosotros teníamos (tenemos) una furgoneta. Así que le dijeron que buscaban a una quinta persona porque la oferta era para cinco.Lo llamaron un domingo y había que salir el martes.

Confió plenamente en ellos. Una vez llegaron al destino consiguió que le hicieran una prueba, porque además él es carpintero, pero tenía tantas ganas de trabajar, y remontar de la mala racha que consiguió el trabajo. Hoy por hoy ha subido de categoría,y se encuentra en una buena posición. Además se le valora mucho.

Llegó diciembre y los otros cuatro que estaban con él se marcharon en avión sin decirle nada, teniendo que hacer frente al cambio de ruedas de invierno y el viaje, él solo, hasta Sevilla, a las puertas de la noche buena. Fue toda una odisea. La empresa le renovó el contrato y le hicieron fijo. Así que decidí en Enero volverme con él.

¿Cómo fue la adaptación?

Al llegar nos encontramos que la casa donde íbamos a vivir supuestamente, ya no estaba disponible. No teníamos donde alojarnos y un ingeniero de la empresa de mi pareja nos llevó q casa de un tío suyo, que al final nos alquiló la buhardilla de su casa como algo temporal mientras encontrábamos vivienda. ¡Y nos aceptaron con perraco de 40 kilos incluido!

¿Ventaja?  alemán viudo de española, actualmente casado con una peruana, así que fue un alivio poder hablar en castellano, ya que yo llegaba sin conocimientos del idioma más allá de lo básico basiquísimo.
Nos ayudaron a todo absolutamente tanto que los siento como familia. Siempre que tenemos un problema o no sabemos cómo solucionar algo recurrimos a ellos. 
Y fueron nuestros testigos de boda. No había nadie más el día que nos casamos.


¿Cómo fue tu integración a nivel idiomática? ¿Hablabas alemán? ¿Y tu pareja? ¿Y ahora?


 Cuando llegamos no hablábamos alemán ninguno. La verdad es que gracias a esta pareja fue muy bien. Nos resolvía dudas gramaticales y de vocabulario. Y nos apuntamos a clases de alemán y nos sacamos el A1. Luego seguimos por nuestra cuenta.

Más adelante quise hacer un curso intensivo para sacarme rápido el B1. Tuve problemas porque no me daban plaza, decían que yo ya sabía hablar el idioma y que tenía nivel. Parecían no entender que yo necesitaba reforzar la gramática y sacarme el título para seguir avanzando. 
A día de hoy nos defendemos perfectamente y no tenemos ningún problema con el idioma.

¿Cómo ha sido el embarazo y el parto en Alemania?


 El embarazo fue bastante bien, tuve problemas de tensión al principio debido al estrés. Meses antes de quedarme embarazada mi marido cambió de empresa, empresa que quebró estando yo de casi 3 meses. Y yo en mi trabajo pasaba muchas horas de pie así que mi ginecólogo me dio de baja. El trato con mi ginecólogo fenomenal. Muy atento y agradable. Me hacía eco cada 3 semanas sin cobrarme absolutamente nada, y la matrona fenomenal también ( es su esposa ) un matrimonio encantador.

El parto, mejor de lo que siempre imaginé. Fue rápido. Natural, totalmente libre y respetado. Rompí aguas en el hospital a las 10:28 tras una revisión y a las 13:33 nació mi pequeña.El trato que recibí fue estupendo y aunque me dieron largas con la epidural, luego me alegré de no habermela puesto. Un equipo fantástico la verdad. 
Mi niña nació el 28 de febrero. Día de Andalucía. Algo muy especial para dos sevillanos enamorados de su tierra.


¿Cómo vives la maternidad lejos de la familia? 


Lo que llevo bien es que al estar lejos y sola nadie se mete en qué hago mejor o peor o qué debo hacer. Pero si se echa en falta la familia; tener a alguien a quien acudir o a quien recurrir. Estoy sola 12 horas diarias de lunes a sábado. Es duro. Sobre todo el postparto.

Y encima son casi 3 años sin pisar mi tierra, bien no es que lo lleve pero si que es cierto que con el tiempo te medio acostumbras. Pero se echa mucho de menos la familia,los amigos… hasta olores y sabores.


¿Crees que acabarás alemanizándote?


Pues no sé. Tengo mis dudas. Lógicamente hay cosas de aquí que me gustan, pero ¡son taaaantas las de allí que echo de menos! Mi padre opina que ya lo estoy en parte. Me ve muy cambiada.


¿Hay algo que te haya sorprendido especialmente?


 Me sorprendió al llegaŕ la tranquilidad. Establecimientos sin cámaras ni alarmas. Casas abiertas, juguetes y bicis en las puertas sin más.


¿Qué es lo mejor de vivir en Alemania? ¿Y lo peor?


Vivo en una ciudad pequela donde practicamente casi todo el mundo se conoce. No conozco a mucha gente pero si me siento afortunada porqje quienes conozco son gente estupenda y cariñoaa. Aunque aquí son muy suyos, cada uno lleva su vida y se reúnen con poca frecuencia, no es como allí.

Son muy cuadriculados. 
Mucha burocracia, pero luego el sistema funciona y se agradece. 
De lo peorcito el clima, no vale cualquiera para vivir en un lugar así. Este año por suerte está siendo bastante soleado. Años atrás raro fue ver el sol. Obviamente estar lejos de todo y de todos. Ah!!! ¡Y que en invierno sea de noche a las 4 de la tarde!!

¿Qué consejo darías a las mamás que estén pensando en emigrar con peques y/o embarazadas?


 El consejo principal es ¡0 miedos! Quien algo quiere algo me cuesta pero merece la pena. Aquí, al menos comparado con Sevilla, tanto la sanidad como la educación van muchísimo mejor. Yo no dudaría, es más, aguanto sobre todo ahora que tengo una niña por esos dos motivos, junto al laboral, ¡claro! Aquí en Alemania estoy mucho mejor. Sin lugar a dudas. Así que ánimo y si tienen claro el destino que le den caña al idioma antes de llegar. Aunque sea lo básico.


¿Qué te aportan las redes sociales?


Compañía principalmente. Es mi manera de estar en contacto con todos y a la vez me ha acercado a otras mamis, varias en Alemania también.Me siento menos sola.

….

Gracias Ainoha por compartir tu experiencia. Seguro que otras personas pueden aprender de ella. 

Comments

  1. AINOHA MARTIN says:

    Gracias a ti, siempre. Ha sido todo un placer

    1. Gloria says:

      Igualmente.

¿Qué opinas?

Responsable » Gloria Martínez.
Finalidad » Gestionar los comentarios.
Legitimación » Tu consentimiento.
Destinatarios » Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de wp de este blog, dentro de la UE. Derechos » Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.